Saúl y el paso de Mikmás

Michmas2

Hacia el año 1050 antes de J.C. es amenazada la existencia de Israel; éste ve en peligro los frutos de sus conquistas y de su trabajo de colonización realizados durante doscientos años. Corre el peligro de caer bajo el yugo de los filisteos en una esclavitud sin esperanza. Israel sólo tiene un medio de enfrentarse con tan terrible peligro: obrar con decisión para convertir en una fuerte unidad los flojos lazos de las diferentes tribus. Bajo la mortífera presión del mundo que les rodea, Israel se convierte en una nación. Las formas de gobierno de aquella época sólo dejaban una posibilidad: la monarquía. La elección recae en Saúl, un benjaminita, célebre por su valentía y su elevada estatura (1 Sam 9,2); la elección es acertada, pues Saúl pertenece a la tribu más débil (1 Sam 9,21), y así las demás tribus no tienen motivo alguno de sentir envidia.

Saúl escoge como residencia la ciudad de Guibá (1 Sam 10,26; 11,4); reúne una pequeña tropa de hombres robustos y empieza una guerra de guerrillas (1 Sam 13,1 y sigs.). Por medio de ataques por sorpresa consigue sacudir el yugo de los filisteos sobre el territorio de sus tribus.

Que Saúl era un gran táctico tenía que comprobarse de nuevo al cabo de tres mil años… Al mayor británico Vivían Gilbert tenemos que agradecerle la descripción de un hecho verdaderamente insólito. En las memorias de su compañía (The Romance of the last Crusade) escribe: “En la primera guerra mundial, el ayudante de un general de brigada del ejército del general Allenby, en Palestina, buscaba una vez, a la luz de una vela, cierto nombre en su Biblia. Su brigada había recibido la orden de ocupar una aldea llamada Mikmás, situada más allá de un profundo valle, sobre unas peñas. El nombre le pareció conocido. Finalmente lo encontró en el capítulo 13 del libro1de Samuel y entonces leyó:Saúl, su hijo Jonatán y la gente que les acompañaba estaban asentados en Guibá de Benjamín, y los filisteos habían acampado en Mikmás. (1 Sam 13, 16)”

Luego se describía como Jonatán y su armígero se dirigieron en plena noche hacia “la guarnición de los filisteos,” para hacer lo cual pasaron junto a dos picos rocosos, “el uno de nombre Boses y el otro Sene” (1 Sam 14,4). Escalaron la pendiente y vencieron a los que hacían la guardia “como en la mitad del espacio de una yugada de tierra.” Al oír el tumulto despertaron al ejército enemigo, que, creyéndose cercado por las tropas de Saúl, “se disperso y emprendió la fuga, siendo derrotado” (1 Sam 14,14-16). Después atacó Saúl con todo su ejército y venció, “Asi ayudó el Señor en aquel tiempo a Israel.”

El ayudante reflexiona: este desfiladero, los dos picos sobresalientes y el “campo” deben de existir todavía. Despertó al comandante y volvió a leer con él aquel paisaje de la Biblia; se mandaron patrullas a reconocer el terreno, encontraron el paso, que estaba guarnecido por muy pocas fuerzas turcas, y pasó entre dos peñas que evidentemente debían ser las llamadas Boses y Sene; arriba, junto a Mikmás, a la luz de la luna, se veía un pequeño campo llano. El comandante varió entonces su plan de ataque. En vez de mandar a toda la brigada mandó sólo una compañía, a medianoche, a través del paso. Los pocos turcos sobre los cuales cayeron fueron dominados sin hacer ruido; se escalaron después las vertientes y, poco antes de rayar el alba, toda la compañía estaba en el campo de “media yugada de extensión.”

Los turcos despertaron y huyeron a toda prisa, pues creían que el ejercito del general Allenby le había cercado. Todos fueron muertos o hechos prisioneros.

“Y así, al cabo de varios milenios… — termina el mayor Gilbert—, una tropa británica imitó con éxito la táctica de Saúl y de Jonatán.”

Cfr. Este relato está sacado de “Y la Biblia tenía razón”, de Werner Keller.

Cfr. Aquí para localizar el sitio: NETBible Maps: Map10 A3 ; Map6 E3; y Google Maps: Michmas    (31° 52´, 35° 16´)

 

Anuncios

4 comentarios en “Saúl y el paso de Mikmás”

  1. Saul fue el primer rey de israel, fue ungido por el profeta samuel, el pueblo le pidio un rey a samuel y este nombro a saul, era un israelita muy tactico para la guerra, se menciona el paso de mikmas en este lugar saul derroto a los terribles filisteos; sin embargo saul desobedecio a dios y le quito su apoyo, mas tarde samuel ungio como rey de israel a david.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s