Los recursos legales de la violencia: la ley del talión

codigo de Hammurabi
El Código de Hammurabi, creado en el año 1760 a. C. por el rey de Babilonia Hammurabi, es uno de los conjuntos de leyes más antiguos que se han encontrado, en breves términos, se basa en la aplicación de la ley del Talión.

Conviene dejar claro que desde sus primeras páginas la Biblia muestra la maldad de la violencia humana (Gen 4,8.23-24; 6,11.13), cuyo origen último reside en el rechazo de Dios (Rom 1:28-32). La Biblia denuncia y condena todas las formas de abuso e injusticias en general (Am 1.3 a 2.16). Pone en evidencia las terribles consecuencias de la perversión del corazón humano (Gn 6,5; Jer 17,1) e invita a evitarlo y combatirlo. Para promover el buen obrar (Rom 3:20) y la conversión, la Escritura proclama la ley de Dios, donde se indica el camino de la justicia y prescribe castigos para la supresión del mal: Así extirparás el mal que haya en medio de ti (Dt 17,12; 22,21.22.24; etc.). No se puede juzgar como violento este modo de proceder.

La sanción punitiva es necesaria, porque no sólo se pone de relieve la injusticia y el peligro de la delincuencia, sino que más allá de constituir una justa retribución, busca la enmienda del delincuente y, por el temor al castigo, inducir a la no realización del mal. Abolir totalmente la pena equivaldría a tolerar dichos comportamientos, convirtiéndose de algún modo en cómplice.

El sistema de justicia penal, que se rige por la “ley del talión” (“ojo por ojo, diente por diente“: Ex 21,24; Lv 24,20; Dt 19:21), constituye pues un método razonable de búsqueda del bien común. Y aunque imperfecto en sus aspectos coercitivos y en sus modos de aplicar las sanciones, el sistema es en realidad un método que, con los ajustes pertinentes, han adoptado muchos sistemas jurídicos a lo largo de la historia y en la actualidad, porque está basado en la proporción equitativa entre el delito y la pena. En lugar de la venganza arbitraria, se fija una medida justa en respuesta al mal causado.

Se puede objetar que algunos de los castigos de los códigos del Antiguo Testamento son muy crueles (como la flagelación: Dt 25,1-3; o la mutilación: Dt 25,11-12; e incluso la pena de muerte para los delitos más graves). El lector de la Biblia en estos casos debe considerar el carácter histórico de la legislación bíblica -que es de hace más de 2000 años-, y no juzgarla con la sensibilidad que dan una mejor comprensión de los procesos judiciales y de los derechos inalienables de la persona de la época actual.

Por tanto, cuando en la Sagrada Escritura se atribuye a Dios y al juez humano manifestaciones de ira o enfado en la ejecución de la justicia penal, no parece que sea una conducta impropia. De hecho, es justo que el mal no quede impune, y es bueno que las víctimas sean retribuidas justamente y de algún modo desagraviadas. Por otro lado, la Escritura, también en el Antiguo Testamento, completa la visión de Dios garante de la justicia con el recuerdo repetido de su gran paciencia (Ex 34,6; Nm 14,18; Sal 103,8; etc.), y sobre todo con su misericordia abierta al perdón del culpable (Is 1:18; Gn 4:11); perdón que se concede siempre que se manifiestan sentimientos y actos de verdadero arrepentimiento (Gn 3:10; Ez 18,23). Este  modelo divino que concilia el rigor necesario en la disciplina con la dulzura y el ofrecimiento del perdón, es el que propone la Biblia al hombre responsable de la aplicación de la justicia y la concordia social.

Fuente: Pontificia Comisión Bíblica: Inspiración y verdad de la Sagrada Escritura. La Palabra que viene de Dios y habla de Dios para salvar al mundo 2014

Anuncios

3 comentarios en “Los recursos legales de la violencia: la ley del talión”

  1. La ley de talion, es una forma de hacer justicia, es un recurso legal se dice; sin embargo sabemos que la violencia engendra violencia y esto da por resultado una reaccion en cadena, que no resuelve el problema; nuestro señor jesucristo siempre tiene la solucion a cualquier tipo de situacion que se nos presente, siempre esta dispuesto a escucharnos y darnos una respuesta, donde esta implicito el amor; el murio de la forma mas despreciable, para redimir nuestro pecados y que la humanidad lo tomara como modelo de humildad y amor al projimo, para alcanzar la salvacion eterna.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s