San José en el Evangelio (1)

Esta entrada es continuación de san José en la Biblia.

Acerca de los antepasados de José

genealogia de JesusTanto la genealogía de Mateo como la de Lucas establecen que José procedía de la casa y familia de David: Un hombre llamado José, de la casa de David leemos en Lc 1, 27; y cuando el ángel le habla en sueños, se dirige a él con un título de nobleza: José, hijo de David (Mt 1,20). Sin embargo, respecto a ambas genealogías “sorprende que Mateo y Lucas concuerden en muy pocos nombres, y que no tengan en común ni siquiera el nombre del padre de José. ¿Cómo explicar esto? Aparte de elementos tomados del Antiguo Testamento,ambos autores han trabajado con tradiciones cuyas fuentes no somos capaces de reconstruir. Creo que es simplemente inútil avanzar hipótesis a este respecto. Para los dos evangelistas no cuentan tanto los nombres de cada uno como la estructura simbólica en la cual aparece la posición de Jesús en la historia: su ser entrelazado en las vías históricas de la promesa y el nuevo comienzo que, paradójicamente, junto con la continuidad de la actuación histórica, caracteriza el origen de Jesús”. (Benedicto XVI, en su libro “La infancia de Jesús”). Al respecto recomendamos leer las siguientes entradas: discrepancias entre las genealogías de Lucas (3,23-38) y Mateo (1,1-17); y también características de la genealogía de Cristo según san Mateo (1,1-17).

José de Nazaret

casa de san josé en nazaretFue enviado el ángel Gabriel de parte de Dios a una ciudad de Galilea llamada Nazaret (Lc 1, 26). Nazaret era en tiempos de José un humilde pueblecito poblado por agricultores y pastores, cuya reputación no era muy alta al tenor del dicho de Natanael: “¿de Nazaret puede salir algo bueno?” (Jn 12,46).

 Y todos iban a empadronarse, cada cual a su ciudad. También José, por ser de la casa y familia de David, subió desde la ciudad de Nazaret, en Galilea, a la ciudad de David, que se llama Belén, en Judea, para empadronarse con su esposa María, que estaba encinta (Lc 2,3). En Nazaret, efectivamente, vivía José cuando se comprometió formalmente con María y no tenemos motivos para dudar de que naciera allí, o, al menos, de que pasara allí su infancia y su juventud, aunque algunos creen que nació en Belén. Pero si fuera así, quedaría por explicar cómo, al volver allí con su esposa, no hubiera ningún pariente o amigo que les abriera la puerta de su casa y se vieran obligados a buscar hospedaje en la posada.

¿Tenía parientes José en Nazaret? También en este punto, carentes de documentos, es difícil responder. Ya hemos dicho que, según San Mateo, su padre se llamaba Jacob y según San Lucas Helí, anomalía que puede explicarse, a causa de un. probable segundo matrimonio de su madre; según la ley del levirato, uno sería su padre natural y el otro el legal.

¿No es (Jesús) el hijo del carpintero? ¿No es su madre María, y sus hermanos Santiago, José, Simón y Judas? ¿No viven aquí todas sus hermanas? Entonces, ¿de dónde saca todo eso?» (Mt 13, 55-56). Según un historiador que vivió en Palestina a comienzos del siglo II, Hegesipo, el cual pudo recoger su información allí mismo, José tenía un hermano llamado Cleofás; este tío de Jesús había esposado una María que el Evangelio designa como “hermana” de la Virgen, la cual era probablemente la madre de los cuatro varones a quienes el Evangelio llama “hermanos” del Señor (Santiago, José, Simón y judas) y de tres hijas de nombre desconocido. Como es sabido, la expresión “hermanos y hermanas” de Jesús no tiene por qué asombrarnos, pues, el término “hermano” tiene en la Biblia un significado mucho más amplio que en nuestro idioma, porque el arameo y el hebreo no tienen palabras para designar a los primos y los sobrinos, utilizando la expresión “hermanos” para hablar de parientes cercanos.

iglesia de san José en NazaretEn la imagen de la izquierda se ve la Iglesia de san José en Nazaret. La tradición antigua une a esta Basílica el recuerdo de la casa del carpintero de Nazaret. Entre los testimonios más antiguos se indica la del peregrino Arculfo (siglo VII), que habla de la existencia de un Santuario llamado de la Nutrición. Aquí Jesús es criado y educado por sus padres. La otra tradición une el lugar a la “tienda de José”, memoria que los franciscanos recuperaron a su llegada a Nazaret en el siglo XVII. Cfr. Custodia de Tierra Santa. Nazaret

Jesús, el hijo del carpintero

¿De dónde le vienen a éste (Jesús) tal sabiduría y tales poderes? ¿No es éste el hijo del carpintero? (Mt 13, 55). Tanto Mateo como Marcos al designar el oficio de José utilizan un término griego –tekton- cuyo sentido general es el de artesano-obrero. Si nos atuviéramos sólo al significado de esta palabra, podría creerse que José era herrero, ebanista, albañil, alfarero, tintorero, etc… Que ejercía, en fin, uno u otro de los múltiples oficios a que en aquella época se dedicaban los artesanos. Sin embargo, las más antiguas tradiciones son casi unánimes, tanto entre los Padres de la Iglesia como entre los evangelistas apócrifos: José era “faber lignarus”, es decir, obrero de la madera, ebanista o carpintero.

  • Verdad es que San Hilario, San Beda el Venerable y San Pedro Crisólogo dicen que fue herrero, y San Ambrosio y Teófilo de Antioquía nos lo representan cortando árboles y construyendo casas, pero esas diversas afirmaciones no tienen nada de contradictorio. A un artesano de Nazaret le habría sido imposible especializarse, pues no habría tenido suficiente trabajo; se dedicaba, pues, a realizar tareas diversas, entre las cuales las de carpintería y ebanistería parecen haber sido las principales. Tal oficio le obligaba a ser al tiempo un poco leñador, herrero y albañil.
  • En el siglo II, hacia el año 160, el filósofo San Justino, mártir, escribía: «Jesús pasaba por ser hijo del carpintero José y era él mismo carpintero, pues mientras permaneció entre los hombres, fabricó piezas de carpintería como arados y yugos». San Justino había nacido en Samaria, concretamente en Naplusa, la antigua Siquem; así pues, había podido recoger testimonios procedentes de la vecina Galilea. Ahora bien, los arados de aquella época, como los actuales, llevaban una reja de hierro que el carpintero se encargaba de forjar personalmente, lo que muy probablemente le obligaba a completar su oficio con el de herrero.
  • San Cirilo de Jerusalén dice, por su parte, que en sus tiempos (vivió en el siglo IV) todavía se mostraba una pieza de madera en forma de teja, realizada, según se decía, por José y por Jesús.

Los habitantes de Nazaret solicitarían con frecuencia sus servicios; cuando algo se rempía o necesitaban algo repetirían lo que el Faraón decía refiriéndose a su primer ministro: Id a ver a José”. 

“José, como era justo… ” (Mt 1, 19)

La palabra justo, en el lenguaje bíblico, designa el ideal de la rectitud moral. el conjunto de todas las virtudes. El justo del AT es el mismo que el Evangelio llama santo. Justicia y santidad expresan la misma realidad. El retrato del justo se esboza sobre todo en los Salmos. A José en cuanto hombre justo se le podía aplicar a la letra lo que Jesús dijo en su oración al Padre: Yo te bendigo (…) porque has ocultado estas cosas a los sabios y los prudentes y se las has revelado a los humildes (Mt 11, 25; Lc 10, 21).

Dice la teología que siempre que Dios confía una misión a un hombre, le da las gracias necesarias para que la realice. José era justo ante Dios y ante los hombres. Dios había llenado a José de justicia, de sabiduría y santidad, para ser esposo de María y para educar adecuadamente a Jesús, el cual debería ir creciendo en sabiduría, en estatura y en gracia ante Dios y ante los hombres.

Todos los justos, en aquella época, sabían que se aproximaba el tiempo en que se manifestaría Dios, y repetían las palabras del profeta: Cielos, derramad vuestro rocío, y que las nubes destilen al justo; ábrase la tierra y germine el Salvador (Is 45, 8); tanto más cuanto que todos los signos anunciaban como inminente la venida del Mesías. Era este el sentir común de los hombres religiosos del momento (cfr. Simeón y profetisa Ana).

La prometida de José: “Y el nombre de la Virgen era María…” (Lc 1, 26); “Estando desposada María, su madre, con José… ” (Mt 1, 18). 

José tendría que ser joven cuando decide celebrar los esponsales con Maria. Un israelita solía casarse alrededor de los dieciocho años. Algunos documentos de la iconografía antigua (catacumba romana de San Hipólito y sarcófago de San Celso en Milán) le muestran joven.

sainte_chemise_chartres.jpg
Relicario con la “Santa Camisa”, presunta túnica usada por la Virgen Maria. Catedral de Chartres, Francia

Entre los judíos, las transacciones que precedían a los esponsales constituían, por parte de los parientes, una especie de chalaneo. Discusiones interminables trataban de precisar minuciosamente la aportación recíproca de los prometidos. No sabemos el lugar en el que se desarrollaron las ceremonias (los mas probable es Jerusalén o Nazaret); asistirían todos los parientes. José y Maria tendrían que revestirse de una larga túnica. María daría a José la mano, José pondría en su dedo el anillo de oro —símbolo de alianza y de posesión—, diciendo: “Por este anillo, quedas unida a mí, ante Dios, según el rito de Moisés“. Luego, entregaría a su prometida el acta del contrato, así como el denario de plata que representaba su dote o su viudedad. Ya se pertenecían. Entre los hebreos, los esponsales tenían el mismo valor, en la practica, que el matrimonio.

Seguiremos en san Jose en Evangelio (y 2)

Bibliografía

Relacionados:

 

10 comentarios en “San José en el Evangelio (1)”

    1. Una aclaración para los que encuentran dificultad en darle a Jesús ascendencia davídica dado que José no fue el padre biológico de Jesús. Al respecto dice san Agustín: «Si se pudiera demostrar que María no descendía de David, bastaría con que el padre legal de Cristo sí descendiera para que Cristo fuese legítimamente hijo de David» (De cons. Evang. II, 1, 2). Y el mismo San Agustín escribe: “No temamos trazar la genealogía de Jesús por la línea que desemboca en José, pues si es esposo-virgen también es padre virginal. No temamos colocar al marido por delante de la esposa, según el orden de la naturaleza y ¡a ley de Dios. Si separásemos a José para mencionar sólo a María, nos diría con razón: “¿Por qué me apartáis de mi esposa …? “. “¿Por qué no queréis que la genealogía de Jesús desemboque en mí … ?”. “Porque tú no has engendrado por obra de la carne”, le diríamos. Y él respondería: “¿Acaso María ha engendrado por obra de la carne? Lo que es obra del Espíritu Santo se ha obrado para los dos”.

  1. Los evangelistas mateo y lucas, mencionan la genealogia de jose, quien viene del linaje del rey david; jose era un hombre justo a los ojos de dios; el evangelista lucas menciona: que el angel gabriel fue enviado por parte de dios a una ciudad de galilea llamada nazaret, para comunicarle la buena noticia de que tomara por esposa a la santisima virgen maria y que por obra y gracia del espiritu santo daria a la humanidad un hijo, que seria el salvador; el evangelista mateo menciona a jose como una persona justa, es decir llena de muchas virtudes, en el antiguo testamento la persona justa tiene el mismo significado; lucas menciona en su evangelio que la prometida de jose, era la virgen maria.

  2. Jose es descendiente del linaje del rey david, muy querido por el pueblo de israel; humilde carpintero y constructor de nazaret, aldea cuyas actividades era la agricultura y la ganaderia y el cultivo de arboles frutales; el profeta natael decia de nazaret: de nazaret puede salir algo bueno; jose era una persona justa, es decir lleno de virtudes, en el antiguo testamento justo, era un santo; jose en el antiguo testamento fue el brazo derecho del faraon, salvo a egipto de la hambruna y de otros paises, aplicando estrategias muy inteligentes, era el personaje mas importante de egipto despues del faraon.

  3. Rafael: recibe cordiales saludos, deseandote exito en tus proyectos de vida y en general, agradeciendote la aclaracion del apostol natanael, cuyo nombre es bartolome; que dios te ilumine y te de mucha sabiduria, para que nos las transmitas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s